domingo, 3 de julio de 2011

...Glorioso...


No se pueden disfrazar las miradas y se juntan en el mismo punto salvajes, las paredes de mi interior arden lascivas, en cambio fuera de mi ser , llueve, brotan gotas de deseo, tal vez insospechadas, mi carne se estresa, me reclama que me sacie, cumplir las fantasías soñadas. Te susurro palabras tiernas y mis besos terminan en tu oído, ronroneándote … ¡¡ Te lo suplico!! Clávate en mi ser. Vibro alterada toda por dentro, encrespándome, como si de una felina me tratara, rompes las telas que cubren mi cuerpo y se hace triunfante el desnudo ante nuestra vista, recorres mis labios con la punta de tu lengua,  abrasadora.. torturas mi boca con tus besos, succionas mi cuerpo y observo tu mirada desesperada, matándome y resucitándome al mismo tiempo, sonoros lamentos que nos llevan hacia el  delicioso dolor, todo lo envuelve…adoramos el apetitoso jadeo que hurga sin apenas agotarse, anhelamos el deseo recordado, acompañas mis curvas con los dedos que por segundos me matan espaciosamente en escalofríos, afirmando con tus manos, que consiguen hacerme sentir atravesada con tu fuerza masculina, vaivenes ,embestidas entran y salen olvidando todo al nuestro alrededor, decido poseerte diferente dejándote completamente entrar, ahora sientes lo profundo de mi alma que siente delicias por ti, subo suavemente, me muevo picaronamente y con un simple gesto siento como tocas el cielo, y nos empapamos de gloria…arropando tu cuerpo de nuestro gozoso pecado, froto mis senos contra tu pecho, como si quisiera desgastarlos, detienes tu aliento dañado, mientras yo no ceso en mi movimiento, asfixio mis ganas, libero salvaje mi instinto animal, mis caderas se balancean, buscando tu placentero orgasmo, mientras buscas y cavas en mi sin miedo, uniéndote al esquizofrénico movimiento, gritas mi nombre hurgándome con furia, me sostienes con fuerza y arremetes furioso consumiéndome por dentro… explotas, bañándome toda, llenarme quieres, quieta me quedo para que nada se quede en desperdicio, invades todas mis entrañas, logramos sentir algo incapaz de interpretar en el Mundo.

3 comentarios:

angelcifu dijo...

cuando el cielo cabe en un abrazo, de la misma manera que se inunda todo el cielo de infierno en el pálpito de tus senos...y la guarida de tus besos perversos...
Eres pura alevosia carmesí...frenesí que venero impaciente, esperando el instante que me tengas en cuenta para frotarme con tus palabras de mar.
Para recrearme en tu nombre y llevarme un pedazo de tu alma, donde tan solo la luna se esconde.

besos por tu espalda, te espero..

pefipresa dijo...

Buen relato,,es como vivirlo...excitante....Gracias

Amaltea Náyade dijo...

Gracias a los dos por venir...besos suaves...